Gestión empresarial

¿Tienes una empresa? ¿Sabes como controlar la morosidad de tus clientes?

En el día de hoy la morosidad es uno de los principales problemas que sufren las empresas y muchas se ven obligadas a cerrar sus puertas por falta de liquidación ya que no cobran las facturas de sus clientes, es decir, no cierran por lo que deben, sino por lo que les deben a ellos.

Primero de todo, debemos llevar un exhaustivo control de los cobros de nuestros clientes y tener una política de crédito, en la que deberemos tener un contrato con las condiciones de venta en la que se incluyen los plazos de pago. Es importante que tengamos toadas las operaciones documentadas correctamente (pedido, albaran, factura) y firmadas por nuestro cliente, ya que si hubiera algún problema de cobro de dichas facturas, lo necesitaríamos en el momento que iniciamos un proceso judicial de recobro y también si se trata de una operación asegurada.

En segundo lugar, es importante que fijemos un límite máximo de crédito para cliente, es decir, establecer una deuda máxima con nuestra empresa. El límite máximo de crédito se establece según su capacidad financiera. Esto nos permitirá tener un “chivato”, el que nos permitirá parar el subministro a un cliente en concreto y dejar de suministrar producto, hasta que se produzca una disminución de la deuda. 

Imagen

 

Debemos tener información periódica de nuestro cliente, debemos saber que sucede con él, como por ejemplo deberíamos controlar si ha aumentado las compras, si se esta retrasando en el pago de las facturas, si ha disminuido sus compras con nosotros, si hay devoluciones de recibos, si ha pedido un aumento del plazo de crédito o del limite de crédito, etc.

Recuerda que, a veces es mejor no vender, que vender y no cobrar. Por eso debemos hacer una selección de los clientes a los que ofrecemos crédito y el resto cobro al contado.

Anuncios

¿Se puede acceder al crédito bancario?

¿Eres una PYME y no sabes como acceder al crédito?¿Sabes los puntos fuertes que debes tener para acceder al préstamo bancario?

 

Actualmente muchas PYME, están pensando en crecer, en hacer inversiones, compras de nueva maquinaria o de instalaciones, pero para poder realizar este tipo de operaciones, mayoritariamente recurren a la aportación de capital de los socios o a través del préstamo en las entidades financieras.

 

Imagen

Actualmente todos somos conocedores de la restricción al crédito que hay por parte de las entidades financieras y ello conlleva a que las empresas, acaben optando por no invertir en mejoras de su empresa o que el dinero sea aportado por los socios.

Os voy a detallar algunos aspectos importantes a tener en cuenta a la hora de ir a hablar con las entidades financieras para que nos faciliten financiación para nuestros proyectos.

Hay que tener una contabilidad detallada y una información completa sobre el estado financiero de la empresa en la que se incluya los balances de los 3 últimos años como mínimo y hacer incisión sobre las magnitudes importantes del mismo y explicar detalladamente cambios que haya podido haber en el balance i explicar los motivos.

Es importante explicar nuestros planes empresariales, es decir, cuando vamos a solicitar un préstamo, debemos explicar la situación futura que tenemos pensada para nuestra empresa, explicar porque necesitamos el dinero y es importante presentar un balance y una cuenta de resultados previstos para los próximos 3 años, hay que tener en cuenta que debe ser una información fiable y realista y además debe de ir acompañada de un documento explicativo de nuestras previsiones.

Actualmente es muy importante que no se pida el 100% de la financiación que se necesita, sino que haya una parte que provenga del accionariado y que aporten capital para ese proyecto por el cual se esta buscando financiación, ya que eso es sinónimo de que se sienten involucrados en el proyecto tanto la empresa como de los gestores empresariales y el accionariado y es una parte muy valorada por las entidades financieras.

 

Dirección estratégica empresarial

Hoy quiero escribir mi primera entrada en este blog sobe la gestión empresarial y quiero empezar sobre el tema de la dirección estratégica empresarial, porque según mi opinión es un tema desconocido para mucha gente y a la vez importante para llevar una buena gestión empresarial.

En la estrategia empresarial definimos los objetivos a largo plazo que nos queremos marcar y el camino que seguiremos para llegar a ellos y los recursos que necesitamos para poder alcanzarlos.

Actualmente, la economía, junto con la globalización y además sin olvidarnos de los continuos cambios tecnológicos que vivimos, nos lleva a unos cambios continuados y rápidos del entorno empresarial, motivo por el que la toma de decisiones en la empresa deben de ser rápidos.

Imagen

La dirección estratégica consiste en crear ventajas competitivas que se puedan mantener a largo plazo y que ello les lleve a obtener un aumento del beneficio empresarial. En ella esta incluido tanto las finanzas, como el marketing, producción, Recursos Humanos, I+D y sobretodo los mandos directivos.

Es importante que para que la dirección estratégica funcione, este todo el personal (tanto trabajador directo, como trabajador indirecto) involucrado e informado sobre ella, para que todos caminemos hacia la misma dirección y con una misma visión y unos objetivos comunes, pero cada uno des de el lugar de trabajo que tenemos.

Además, por último quiero destacar que la dirección estratégica no es un papel que se realiza en un momento determinado que esta guardado en un ordenador de la empresa o en una estantería, sino que debe ser una herramienta dinámica, que se debe revisar de forma continuada y que debe permitir a la empresa poder obtener ventajas competitivas e implementar nuevas estrategias.